Placerosofía by Míos!

AUTOMASAJE FACIAL. ¡Apúntate a la última tendencia en skincare!

Si el cansancio se te nota en la cara, te ves más apagad@ o vives con unas ojeras desde hace tanto que van a empezar a pagar el alquiler… ¡esto es para ti!

El cuidado del rostro es uno de los temas que más nos interesa, pero luego estamos superdesinformados de lo que le ocurre a nuestra piel. Los automasajes faciales han llegado para ayudarte a aliviar, relajar y tonificar tu rostro sin perder mucho tiempo y desde el sofá de tu casa o donde tu prefieras. Regálate un tiempo de Placerosofía solo para ti. Es fácil, lleva solo unos 10 minutos y es una forma de autocuidado muy relajante.

 

¡Y CON MUCHOS BENEFICIOS!

  • Tonifica tu rostro relajando los músculos, la piel se vuelve más elástica.
  • Reactiva la circulación sanguínea y la producción de colágeno.
  • Mantiene el contorno de la cara y la mandíbula firme.
  • Ilumina el rostro y levanta las cejas.
  • Suaviza las líneas de expresión y previene las arrugas.
  • Disminuir los signos de estrés.
  • Descongestiona las bolsas de los ojos.
  • Evita rojeces e inflamaciones.

¿ESTÁS LIST@? SÚBETE EL GUAPO CON ESTA TÉCNICA.

  • Usa la yema de tus dedos para ir haciendo pequeños círculos por toda la cara.
  • ¡Suave, suave! La piel de la cara es muy sensible y no es necesario hacer fuerza. Es más como una ligera presión.
  • Sin prisa. Te estás mimando y dedicando tiempo. Relájate y disfruta de tu pequeño placer.
  • Es como si dividieras tu rostro en zonas y no te dejaras ninguna.
  • Puedes comenzar por el entrecejo, seguir por la frente, luego la zona de los ojos, bajar por la nariz, luego la boca y los pómulos para finalizar por el contorno de la cara.
  • Al acabar limpia bien el rostro con tu rutina habitual y aplica una crema hidratante.

 

Esta es una forma de hacerlo que puedes cambiar como prefieras, ¡feel free! Prueba diferentes recorridos por la cara o aplicar otras técnicas como tú lo sientas mejor para ti. ¡Relax!

Date un placer por la cara y vente arriba. ¿Te animas a probarlo?

Compartir en:
Menú